“El 2020 será el año del cáñamo en Puerto Rico”, aseguró la OLIC

El Capitolio- El Agrónomo Irving Rodríguez Torres, director de la Oficina para el Licenciamiento e Inspección del Cáñamo, (OLIC), calificó que el 2020 será el “Año del Cáñamo en Puerto Rico”, una vez el Departamento de Agricultura Federal (USDA, por sus siglas en inglés) apruebe el Plan de Puerto Rico para el cultivo y manufactura de productos derivados en la Isla, ya que el desarrollo de esta industria representará un efecto multiplicador que podría comenzar entre $100 a $150 millones de dólares para el fisco.

Sus expresiones fueron vertidas en vista pública de la Comisión de Desarrollo Económico, Planificación, Telecomunicaciones, Alianzas Públicas Privadas y Energía, presidida por el representante Víctor Parés Otero, en la que se inició una investigación en torno al desarrollo de la industria del cáñamo en Puerto Rico, así como el funcionamiento de la Oficina para el Licenciamiento e Inspección del producto y la evaluación de los reglamentos y órdenes dirigidas al crecimiento de esta industria.

Durante los trabajos, Rodríguez Torres, indicó que la entidad que dirige y que está adscrita al Departamento de Agricultura (DA), ha concedido 30 licencias para cultivo y 7 para manufactura de productos, a personas que han cumplido con los requisitos para participar de esta industria. Además, señaló que se espera porque la USDA entregue las guías ya aprobadas por el Congreso, que estarán disponibles para el 31 de octubre, para terminar de desarrollar el Plan de Puerto Rico y presentarlo ante el USDA.

“La expectativa del DA es tener el Plan aprobado para enero del 2020”, aseguró el funcionario, quien a preguntas de Parés Otero proyectó de forma conservadora el desarrollo de 10 mil a 15 mil cuerdas de cáñamo y otorgar 20 licencias de cultivo adicionales.

Rodríguez Torres opinó que otro de los elementos necesarios para apoyar esta industria emergente es establecer la política pública del Gobierno de Puerto Rico, por lo que recomendó que se radique y apruebe por parte de la Asamblea Legislativa legislación a esos fines ya que debido a las numerosas enmiendas que se introdujeron al Proyecto de la Cámara 1071, la pieza perdió la esencia de lo que necesita para impulsar este negocio.

Por su parte, el Lcdo. Carlos Ríos Pierluisi, asesor legal de asuntos legislativos en el Departamento de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC), informó que como parte de la labor de fomentar el desarrollo económico, la agencia aprobó fondos ascendentes a $133,546 en incentivos a la Universidad de Puerto Rico. Esto, para ayudarle en la adquisición e instalación de maquinaria y así establecer el laboratorio necesario para realizar investigaciones bio-cientificas relacionadas a dicha planta y criollizar el producto.

Ríos Pierluisi indicó que una vez se apruebe el Plan de Puerto Rico, esta agencia podrá otorgar incentivos para el desarrollo de esta industria.

El Presidente de la Comisión se mostró comprometido con colaborar con el desarrollo de esta industria, que ofrecerá un mayor número de empleos en la Isla.