Administración de la Industria y el Deporte Hípico favorece apuestas deportivas

El Capitolio – El administrador de la Administración de la Industria y el Deporte Hípico (AIDH), licenciado José A. Maymó Azize, apoyó este martes el Proyecto de la Cámara 2038, que busca establecer la política pública del Gobierno de Puerto Rico en torno a las apuestas en eventos deportivos, ligas de juegos electrónicos, y ligas de fantasía, ya que permite consolidar las estructuras que tienen que ver con las apuestas maximizando los recursos del Estado de forma efectiva.

En vista pública conjunta de las Comisiones de Turismo y Bienestar Social y de Hacienda, Presupuesto y de Supervisión, Administración y Estabilidad Económica de Puerto Rico, (PROMESA), que presiden los representantes Néstor Alonso Vega y Antonio “Tony” Soto Torres, respectivamente, el funcionario señaló que el “andamiaje fiscalizador recomendado en la medida es un modelo correcto. Al consolidar la Oficina de Turismo del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC) y sus funciones relacionadas a los juegos de azar y la AIDH, bajo la figura de la Comisión de Apuestas, creará un andamiaje más robusto y con mayores recursos”.

Asimismo, afirmó que con esta iniciativa “el Gobierno de Puerto Rico está siendo proactivo en su búsqueda de atraer bajo un marco legal a aquellos que actualmente apuestan ilegalmente, principalmente en eventos deportivos”, actividad que en Estados Unidos se estimó en $150 billones el pasado año.

También sostuvo que lejos de verse afectada la actividad hípica local, con la aprobación del proyecto “pudiera robustecer su andamiaje y procurar una mejor y más apropiada reglamentación” ya que faculta al Director Ejecutivo de la Comisión de Apuestas, previo autorización de la Comisión misma, a establecer negociados especializados para cualquier evento que forme parte de la jurisdicción de la Comisión.

Por su parte, el Dr. Jeovhanni Nieves Rivera, presidente de la Asociación Cultural y Deportiva del Gallo Fino de Pelea, reconoció el gran potencial que tendrán las apuestas  deportivas en Puerto Rico y apoyó la iniciativa siempre que venga a complementar la industria de peleas de gallos.

A renglón seguido condicionó el apoyo a la medida “a que primero se continúen jugando en las galleras de Puerto Rico. Hemos visitado sobre diez galleras en las últimas semanas y en cada una de ellas la posición de sus dueños, es que antes de avalar cualquier iniciativa para este fin, se debe luchar para revertir la prohibición de las peleas de gallos en Puerto Rico”.

Además, solicitó que se “realice un estudio económico del impacto que tendría la desaparición de las peleas de gallo, que se redacte una opinión legal en vías de establecer una demanda en la corte federal, de parte de la Secretaria de Justicia sobre la ley inconstitucional y abusiva que nos prohíbe una tradición centenaria en nuestro país”.

Por cierto, solicitó ser excluidos de la medida, si la industria de gallos deja de existir “porque somos primero galleros”.

Sostuvo que si permanecen dentro del esquema, entonces la medida debería ser enmendada para que se le asigne el 4 por ciento del dinero que recibiría el Departamento de Recreación y Deportes (DRD) para "defender y desarrollar la cultura gallística en Puerto Rico".

Mientras, que el exprocurador del ciudadano Calos López Nieves, quien es parte de la industria gallística, favoreció la medida ya que “inserta al Gobierno en este tipo de juegos, como ya lo está en la Lotería Tradicional, la Lotería Electrónica y las carreras de caballos. Ello permitirá que se capte parte del dinero generado por el negocio de apuestas para servicios al pueblo, sin tener que conseguirlos mediante medidas compulsorias como los arbitrios”.

Así también recomendó que se apruebe legislación para formalizar esta actividad dentro de la economía agrícola de la Isla, “ese reconocimiento deberá utilizarse, junto a otros argumentos, ante el Congreso para lograr justificar su existencia y a su vez eliminar las trabas impuestas a las peleas de gallos”.

Por su parte, Ervin Rodríguez Vélez, presidente y principal oficial ejecutivo del Hipódromo Camarero, recomendó que se apruebe una nueva ley hípica similar a los demás hipódromos de Estados Unidos, lo que eliminaría mucho del trabajo de fiscalización que realiza la Junta Hípica, ya que entiende que la Comisión de Apuesta no daría abasto para el volumen de trabajo que se maneja solamente en esta industria.

Otra alternativa, según el deponente, es que se cree dentro de la estructura de la Comisión de Apuestas una Oficina de Hipismo para atender el sinnúmero de solicitudes, casos, querellas que en la actualidad se revisan por parte de la AIDH.

Para mañana, miércoles, ha sido citado por segunda ocasión Brad Dean, CEO de Discover Puerto Rico, quien envió una misiva en la que solicitó ser excusado de comparecer, ya que según opinó el “DMO no participa en actividades de cabildeo o similares”.

El representante Alonso explicó que las comisiones que estudian el proyecto en discusión “no celebramos vistas de cabildeo sobre tema alguno. Esta Asamblea Legislativa lleva a cabo vistas en su función constitucional de desarrollo de política pública legislativa en beneficio del pueblo”, por lo que le instó a que viniera preparado a contestar preguntas en torno a si él o algún miembro de la Junta tiene algún interés en entidades de gaming o sports betting en los Estados Unidos.