Prosigue el análisis del proyecto de Reforma Educativa en la zona oeste

El Capitolio – La Comisión de Educación, Arte y Cultura, presidida por Guillermo “Guillo” Miranda Rivera, continuó hoy con el análisis del Proyecto de la Cámara 1441, para establecer la “Ley de Reforma Educativa de Puerto Rico” con el fin de reformular el sistema educativo en la isla en la que los estudiantes sean el centro y eje principal de la educación.
 
Durante las vistas públicas, que se llevaron a cabo en el municipio de Aguada, el director de la región de Mayagüez del Departamento de Educación, Ismael Aponte Mercado, apoyó esta reforma educativa en su totalidad ya que busca subsanar los errores del pasado.
 
Señaló que esta reforma, en la que se le da una gran importancia a las evaluaciones de personal, beneficia a las organizaciones educativas ya que las conduce a una eficiencia más alta, y a actitudes más positivas entre sus miembros.
 
Aponte Mercado señaló, que este modelo promueve la comunicación a través de toda la organización, reduce la tensión, permite el manejo de áreas de conflictos y agiliza la toma de decisiones, que resulta en la solución pronta de problemas que aquejen al sistema.
 
Además apoyó el modelo de Escuelas Alianzas, puesto que da a los padres la opción de inscribir a sus hijos en la escuela que mejor se adapte a las necesidades de los menores.
 
Expresó, que este tipo de escuelas da la libertad de innovar en cuanto a la programación y los planes que ofrecen a sus estudiantes, además de permitirle a los padres una mayor participación dentro de la comunidad escolar.
 
Por su parte, el director de escuela, Dr. Ángel Rodríguez Rosa, recomendó enmiendas a la pieza para permitir a los nuevos directores, luego de su primer año de trabajo, un periodo contractual de cinco años, para poder realizar cambios significativos que redunden en beneficio de la comunidad que sirve, antes de que sean evaluados. 
 

Sostuvo, que imponerle a un director nuevo, la obligación de realizar cambios significativos en un plantel escolar, para que sean evaluados en un periodo de 180 días, es “oneroso y difícil”.